Profesionales sanitarios

El Mindfulness o atención plena es una herramienta que nos permite ser conscientes de la realidad en el momento presente, un estilo de vida basado en la aceptación de cada experiencia sin juzgarlas, tratándolas con curiosidad y amabilidad.

 

Son numerosos los beneficios que han sido demostrados a través de su práctica, entre ellos, se adquiere una mayor autorregulación emocional, la cual dentro del contexto sanitario puede fomentar una comunicación profesional-paciente más adaptativa sin la necesidad de hacer propias las emociones negativas del otro. El mindfulness ayuda a contemplar los acontecimientos de manera objetiva, sin identificarnos con ellos, para poder despegarnos del sufrimiento que conllevan y aumentar los niveles de afecto positivo. Nos despeja el camino para aclarar la mente y alcanzar un espacio de equilibrio interno sin que se llegue a producir un agotamiento emocional o síndrome de burnout por parte del sanitario, y por tanto, contribuye a mejorar la eficacia de la práctica profesional y la satisfacción laboral.

 

Nuestro taller de Mindfulness para profesionales de la salud está diseñado para ayudar desde el punto de vista médico, de enfermería o del personal auxiliar a ganar perspectiva para poder escuchar mejor a los pacientes y responder de una manera más adecuada. A saber manejar la ansiedad en un contexto donde el estrés y la elevada carga de trabajo forman parte del día a día. A distinguir las propias emociones y aprender a gestionarlas integrándolas en la experiencia sin juzgarlas, sin exigencias, sacando el mayor rendimiento a sus funciones a través de la autocompasión y amabilidad con uno mismo y los demás.  De este modo, resultará más fácil responder a las situaciones complicadas y hacer frente a los inevitables estresores externos que acontecen en el contexto hospitalario.