Culpa por atracón

Culpa por atracón

La mayoría de nosotros, seguramente sabemos lo que es hincharse a comer hasta sentirse realmente incómodo. Pero ¿qué pasa cuando esta conducta se repite mucho? Las consecuencias pueden ser realmente graves, causando problemas de salud como obesidad, diabetes, aumento de colesterol y también alteraciones psicológicas y emocionales como inseguridad, sentimientos de culpa y vergüenza, tristeza, insomnio, depresión, aislamiento social, entre otras.

La obesidad es consecuencia de las personas que comen compulsivamente.

¿Cómo puedo saber si soy comedor compulsivo?

Aquí te dejo un test de 15 preguntas, de las cuales, la mayoría de los comedores compulsivos responden que sí.

  1. ¿Come usted sin tener hambre?
  2. ¿Se da usted atracones de comida sin razón aparente?
  3. ¿Tiene usted sentimientos de culpa y remordimientos después de comer en exceso?
  4. ¿Dedica usted demasiado tiempo y atención a la comida?
  5. ¿Anticipa usted con placer los momentos en que pueda estar solo para comer?
  6. ¿Planea usted de antemano estos atracones secretos?
  7. ¿Come usted con mesura cuando está con otras personas y se desquita cuando está solo?
  8. ¿Afecta su peso a su manera de vivir?
  9. ¿Ha intentado usted de hacer dieta durante una semana, o más, sin haber logrado su meta?
  10. ¿Le molestan a usted los consejos de otras personas que le recomiendan “un poco de fuerza de voluntad” para dejar de comer en exceso?
  11. ¿A pesar de la evidencia en su contra, sigue usted afirmando que puede hacer dieta “por sí mismo” cuando lo desea?
  12. ¿Siente usted ansias de comer a una hora determinada del día o de la noche, además de a la hora de comer?
  13. ¿Come usted para huir de las preocupaciones o de los problemas?
  14. ¿Alguna vez le ha tratado su médico por exceso de peso?
  15. ¿Su obsesión por la comida le hace infeliz a usted y a los otros?

Fuente: https://comedorescompulsivos.es/eres-comedor-compulsivo/test/

Causas de la compulsión

Se desconocen causas concretas, cada persona tiene una historia diferente y hay que estudiar el caso de manera individualizada.

Aún así , diferentes estudios apuntan  a que son varios factores comunes que influyen en su desarrollo. Te los detallo a continuación:

-Mala gestión emocional, angustia, ira, aburrimiento, estrés… favorecen a que se den los atracones.

La sensación de calma es un objetivo a conseguir con la comida cuando la persona no tiene otras herramientas.

-Carencias afectivas, el afecto negativo y trastornos de ansiedad, tienen una relación directa con las personas que comen de manera compulsiva.

-Otra causa, es la búsqueda de sensación de placer y recompensa para compensar carencias, ingerir ciertos alimentos aumenta la producción de endorfinas y dopamina, sustancias asociadas a la sensación d e bienestar.

– El abuso de sustancias y la impulsividad podría ser otra causa a tener en cuenta en los atracones.

-La restricción alimentaria es otro factor común, las personas  desarrollan este trastorno por atracón cuando han realizado varias dietas restrictivas.

-Pérdida de control durante la dieta, tener una lista larga de alimentos prohibidos que cuando llevamos mucho tiempo restringiéndolos es muy probable que el deseo aumente, provocando un descontrol.

Después aparecerán emociones desagradables como la culpa, rabia, desesperanza, tristeza… favoreciendo así a que se vuelva a repetir este ciclo de restricción-atracón-culpa.

El tratamiento será multidisciplinar, a través de un profesional de psicología para ayudar a la persona con estos episodios de atracones, gestionando las emociones; y un dietista-nutricionista para realizar un plan individualizado y con la técnica de mindful eating para aprender a poder detectar señales internas de hambre y saciedad y así dejar de contar calorías para pasar a prestar más atención a nuestra señal de hambre real.

Danisa Atencio López

Dietista-nutricionista